Seguimos presentando en sociedad a las nuevas variedades redescubiertas y recuperadas del olvido con las que la bodega profundiza en la identidad de sus vinos; vinos inéditos, únicos e irreplicables en el mundo.La recuperación de este patrimonio no solo afecta al hecho cultural, sino que además muchas de estas variedades han demostrado una resistencia al estrés hídrico y a las altas temperaturas derivadas del cambio climático, por lo que en los años sucesivos, su cultivo y vinificación tenderán a aumentar.

 

“Un denominador común en todas estas variedades es la frescura. Cada sorbo es una explosión de fruta, intensa, con buena acidez” Sergi Castro, sommelier de Bodegas Torres

 

La explicación de las características comentadas por Castro, según Josep Sabarich, director técnico de la bodega, se fundamentan en dos factores que son recurrentes y comunes en estas variedades: “el pequeño tamaño de las bayas, y la concentración de los aromas y la acidez”.

 

 

GONFAUS

 

Hallada en 1998 en el pueblo de Sta. Eulàlia de Puig Oriol, en el Lluçanès, comarca de Osona, el nombre le viene dado por un campo ubicado en el sur de la localidad y conocido por todos como Quintà de Gonfaus: Hoy se cultiva en la Finca de l’Aranyó, en el corazón de la comarca de Les Garrigues (Lleida). Nos encontramos ante una variedad poco productiva y que cuenta con recursos propios para hacer frente a la sequía. Lo destacable, acorde con nuestros técnicos, es que muy posiblemente se trate de una nueva variedad femenina (la mayoría son hermafroditas).

 

GONFAUS EN LA VIÑA:

 

Brotación: Mediados de marzo Maduración: Mediados de septiembre Porte: Semierguido Superficie: 4,7 Ha

 

TE GUSTARÁ SI:

 

La expresión de los vinos del Mediterráneo te llega al alma, al paladar, les comprendes cuando te susurran y te hacen sentir como en casa. Valoras la perfecta integración y equilibrio entre carga de fruta y acidez en un tinto. Firmeza y sensibilidad.   Adoras la novedad. Un paraíso para los paladares inquietos y aventureros