Es tiempo para disfrutar la vida y profundizar en inquietudes e intereses que, como en nuestro caso, tienen al vino y su cultura como objeto y pasión.